Tel: 829-256-9034 | Mail: info@ecoportaldominicano.org
Imagen genérica

Consultorio Ecológico. 12 de marzo de 2014

0

HOY / 12 DE MARZO DE 2014 / POR ING. ELEUTERIO MARTÍNEZ, Especialista en recursos naturales

P. Profesor, le oí decir que la República Dominicana tiene casi 2,000 kilómetros de frontera y que su mayor extensión está compartida con el mar ¿de dónde viene la información y cuál es la importancia de que ello sea así?

R, Así es, pues tenemos 394 kms de frontera con Haití y 1,576 kms de costas, para una extensión longitudinal de 1,970 kms. Estos datos están contenidos en la Obra “Las Costas Dominicanas”, que acaban de publicar la Academia de Ciencias de la República Dominicana y la Universidad Autónoma de Santo Domingo.

Por primera vez aparece un documento científico que describe e ilustra cartográficamente todo el litoral dominicano, desde la desembocadura del río Masacre, en Monte Cristy, por el extremo noroccidental del país, hasta la desembocadura del Río Pedernales, en el extremo suroccidental en Pedernales. Desde los Cayos Siete Hermanos, pasando por los cayos de Los Haitíses, Saona y Catalina, hasta Beata y Alto Velo.

Resulta de suma importancia conocer uno por uno cada estuario, las bahías, las ensenadas, las caletas, los puertos costeros, las albuferas, los esteros, los manglares, las barreras arrecifales, las praderas de hierbas marinas, las puntas, las playas, los cayos, las islas, los cabos, los acantilados, plataformas marinas y procurrentes; apreciando su ubicación en cada punto de las costas y el litoral criollo.

Pero su real valor no solo reside en su extraordinaria heterogeneidad costera o diversidad de ambientes que se concatenan armoniosamente a todo lo largo de la costa atlántica, canal de la mona y la costa Caribe; si no, en que la frontera con el mar, pone en contacto al país con las reservas estratégicas para el desarrollo más grandes del mundo y que permanecen en estado latente o potencial en los mares y océanos de las aguas territoriales de esta media isla.

Esta condición natural favorece extraordinariamente las expectativas de progreso y bienestar de los dominicanos, pues el turismo, el comercio internacional y la pesca, son tres actividades costero-marinas primarias para la economía dominicana, que manejadas inteligentemente, pueden reportar riquezas invaluables, sin afectar la base natural de recursos en que se sustentan.

Esta nueva producción científica es un gran aporte para formulación de las políticas nacionales para el manejo integrado de las costas del país, su adecuado ordenamiento para el pleno aprovechamiento de las riquezas naturales.

eluterioporlavida@gmail.com

Share.

Leave A Reply