Tel: 829-256-9034 | Mail: info@ecoportaldominicano.org
Imagen genérica

Aceites esenciales repelentes de mosquitos

0

Aceite-esencial-lavanda

Son muchos los aceites obtenidos a partir de plantas con propiedades repelentes contra los mosquitos. Utilizarlos de forma estratégica, ya sean solos o combinándolos, en estado puro o como parte de una fórmula casera, puede convertirlos en un gran aliado para ahuyentarlos.

En este post vamos a hacer un repaso de algunos de los principales aceites esenciales que repelen eficazmente a estos molestos insectos, además de resultar un riesgo para la salud.

Repelentes que aromatizan

Por lo general, apostar por el uso de los aceites esenciales, idealmente procedentes de agricultura orgánica, se convierte a su vez en una manera de perfumar ambientes interiores.

Por otra parte, si los introducimos en las velas o las adquirimos de este modo conseguimos aromatizar también los espacios abiertos, como un porche o una terraza. Serán soluciones perfectas para su uso durante una velada, reunión, comida o merienda, pongamos por caso.

Sea como fuere, lo importante es optar por aquellos aceites esenciales más eficaces y olorosos, que nos funcionen y al tiempo tengan un aroma que nos resulte agradable. Siempre teniendo en cuenta que los efectos no se prolongarán más allá de las dos horas. No, al menos, si queremos lograr los mejores resultados.

Una de las opciones más populares es el aceite esencial de citronela. En este caso, como en otros muchos, las plantas naturales son una interesante opción, sobre todo si tenemos un buen espacio en el jardín o terraza para que puedan desarrollarse y, con ello, brindarnos una buena protección.

El aceite esencial de menta es otra opción. No solo es repelente contra los mosquitos. Les resulta molesto a muchos de los insectos voladores, y su aroma es muy estimulante y refrescante.

Por lo tanto, la menta será perfecta para el verano, cuando aprieta el calor y los mosquitos parecen salir hasta de debajo de las piedras. Aplicada directamente en distintas superficies o mediante un aerosol que podemos elaborar en casa fácilmente.

El aceite de cedro también nos dará buen resultado, sobre todo si lo combinamos con otros, como la mencionada citronela y el aceite de limoncillo. Eso sí, no confundamos este último con el aceite esencial de limón pues, entre otras cosas, este cítrico no es efectivo para nuestro objetivo.

Mosquito

El aceite de neem no es un aceite esencial propiamente dicho, pero podemos considerarlo por su similitud, ya que también se trata de un buen repelente, pero no solo eso pues nos ayudará a combatir plagas en el jardín.

Aplicado mezclado con agua mediante pulverización o directamente sobre las hojas, con un algodón o similares, servirá también de ahuyentador de insectos, al tiempo que los mata si comen las partes de la planta que haya estado en contacto con este.

A su vez, puede aplicarse como insecticida sistémico ecológico, ayudando a las plantas a recobrar el vigor perdido y prevenir enfermedades.

También tiene un efecto fungicida muy interesante, pero no afecta a los insectos benéficos para la biodiversidad. Sin embargo, su uso sistémico, mezclado con el agua de riego, no tendrá el esperado efecto repelente de mosquitos.

La dosis es variable, por ejemplo entre los 3 y 5 mililitros por cada litro de agua y, aunque no es tóxico y resulta biodegradable, es mejor no usarlo si las parejas están buscando concebir o hay embarazadas.

Por último, aunque no es un aceite esencial, la eficacia del vinagre hace necesario mencionarlo como posible solución contra los mosquitos. Por cierto, el olor a vinagre es volátil, con lo que desaparece al cabo de un ratito.

Y, puestos a hacer recetas en las que haya aceites esenciales, añadamos cuatro cucharadas de aceite de vinagre de manzana, media taza de agua y cinco gotas de aceite esencial, como el decitronela, lavanda o eucalipto. A la hora de aplicar, pulverizar, y listo.

Fuente: Ecologismo.com

Share.

Leave A Reply