Tel: 829-256-9034 | Mail: info@ecoportaldominicano.org
Imagen genérica

Atacando las grasas después de los 40 años

0
Agua y limón

Agua y limón

DIARIO LIBRE / 15 DE ENERO DE 2014 / POR HIMILCE AMELIA TEJADA

SANTO DOMINGO. Todo cambia en nuestro organismo después que llegamos a los 40. Tenemos más experiencia, y fruto de ese conocimiento, tomamos mejores decisiones. Pero nada de eso acelera el metabolismo, que insiste en quedarse en neutro… Y junto con tantas vivencias, vienen algunas libras que se resisten abandonar caderas y abdomen, y siguen bajando.

Siete alimentos combinan los beneficios de quemar mayor cantidad de grasa en menor tiempo. Aprenda a integrarlos en su dieta diaria, y puede ahorrarse hasta 10 libras por año. Inténtelo, no tiene nada que perder.

Alimentos maravillosos, muy fáciles de agregar en nuestra dieta diaria. Perdemos peso, ganamos salud. Un combo. himilcetejada@live.com

Agua y limón 

Un estudio realizado con 240 mujeres encontró que aquellas que reemplazaban con agua cualquier otra bebida saborizada perdían un promedio de 3 libras por año. Las que tomaban más de 4 vasos de agua al día perdían 3 libras adicionales comparadas con las que tomaban menos. Adicionalmente, hay compuestos en algunas bebidas carbonatadas que contribuyen con la perdida de densidad ósea, al cambiar el balance ácido en la sangre.

Barritas de granola

Barritas de granola

Barritas de granola altas en fibra

Si consume desayunos altos en fibra y carbohidratos, quemará el doble de grasa durante sus ejercicios que aquellos que toman alimentos refinados o con menor cantidad de fibra. Busque barritas de granola de al menos 4 gramos de fibra. Los carbohidratos refinados (por lo tanto, con menos fibra natural) disparan los niveles de insulina, lo que limita la capacidad de su cuerpo de utilizar la grasa como combustible.

 

Semillas de linaza

Semillas de linaza

Semillas de linaza

Las semillas de linaza son alimentos ricos en fibra y grasas saludables que ayudan a estabilizar sus niveles de azúcar. Adicionalmente ayudan a aliviar cambios hormonales súbitos por su alta cantidad de estrógeno natural. Las semillas espolvoreadas son muy fáciles de digerir e integrar en la dieta, añadiendo sobre cereales, sopas o ensaladas. Inclúyalas en sus batidas o en sus horneados, sustituyendo parte de la grasa en la receta.

 

Atacando_las_grasas_despues_de_los_40_años_06Canela

Endulzar la avena o su café con algo de canela en lugar de azúcar, le permitirá reducir unos cuantos cientos de calorías a la semana; o lo que es lo mismo, de 2 a 3 libras al año sin hacer nada más. Su corazón también se beneficia. Según bajan los niveles de estrógeno, media cucharadita de canela al día pueden bajar el nivel de colesterol en 18% y de triglicéridos, hasta un 30%.

 

Atacando_las_grasas_despues_de_los_40_años_05Salsa picante

Si quiere quemar algo de grasa adicional, agregue un poco de picante. Investigaciones en Australia concluyeron que luego de ingerir una comida especiada, los niveles de insulina bajaban hasta un 32%. Se estudian varias teorías. Si no tiene mayores problemas con otros órganos de su cuerpo, agregue un poco de picante de vez en cuando.

 

Atacando_las_grasas_despues_de_los_40_años_04Salmón

Sólo 3 onzas de salmón enlatado entrega 530 IU de vitamina D (más de lo recomendado por día) y 181 mgs de calcio, una combinación poderosa absolutamente necesaria a medida que envejecemos. Hay estudios que demuestran que sin suficiente vitamina D, la leptina, la hormona que regula nuestro apetito, no trabaja como debe. Otros pescados grasos son la tuna, las sardinas y la macarela.

 

Atacando_las_grasas_despues_de_los_40_años_07Nueces 

Son el tentempié ideal; su riqueza en ácidos grasos omega 3 lo dejará satisfecho por más tiempo. Son recomendadas incluso en regímenes para diabéticos.

Share.

Leave A Reply