Tel: 829-256-9034 | Mail: info@ecoportaldominicano.org
Imagen genérica

Fundación Popular presenta libro “Pacto con las Aguas”

0
i0000o1edm5epzfmjpg

Foto: La artista Miriam Calzada hizo entrega del primer ejemplar de “Pacto con las aguas” al presidente del Grupo Popular y del Banco Popular Dominicano, señor Manuel A. Grullón. Le acompaña en el extremo derecho, el historiador Frank Moya Pons, quien presentó la obra.

Santo Domingo, D.N.- La Fundación Popular, Inc., entidad fundacional de carácter corporativo del Grupo Popular, dedicada al aporte de soluciones en torno a los grandes temas que afronta la nación, presentó el libro “Pacto con las aguas”, un obra de la autoría de la fotógrafa Miriam Calzada, que a través de sus páginas hace un llamado en favor de la sostenibilidad medioambiental y de la conservación de los recursos naturales, especialmente del recurso agua.

A través de 350 imágenes de gran belleza, la obra recorre hermosos rincones de la geografía dominicana, invitándonos a un paseo por las principales cuencas hidrográficas del país, al tiempo que lanza un mensaje comprometido sobre la problemática mundial ante la escasez del agua, consecuencia del cambio climático y que resulta más acusada en un territorio insular como es la República Dominicana.

“Me gustaría despertar en mis contemporáneos la conciencia y el conocimiento sobre este tema, objeto hoy día de preocupación de la humanidad responsable en el planeta”, manifestó la artista en sus palabras. Miriam Calzada es también la autora del libro “Pacto con la tierra”, precursor de esta nueva publicación, editado en 2006 por el Banco Popular.

“Me gustaría despertar en mis contemporáneos la conciencia y el conocimiento sobre este tema, objeto hoy día de preocupación de la humanidad responsable en el planeta”, manifestó la artista en sus palabras. Miriam Calzada es también la autora del libro “Pacto con la tierra”, precursor de esta nueva publicación, editado en 2006 por el Banco Popular.

La artista hizo entrega del primer ejemplar de “Pacto con las aguas” al presidente del Grupo Popular y del Banco Popular Dominicano, señor Manuel A. Grullón, quien también refrendó el llamado de este libro, al indicar que la conservación del agua y su adecuado uso constituyen uno de los más relevantes desafíos de la sociedad contemporánea: “Debemos reflexionar sobre la necesidad de cambiar nuestros patrones de consumo, porque son evidentes las consecuencias que sobre el planeta está generando el cambio climático. Somos responsables de implementar estrategias sostenibles y soluciones racionales para la preservación de los recursos naturales de nuestro país, para las actuales y las futuras generaciones”, dijo.

I0000rrorWwXs0.U

“Me gustaría despertar en mis contemporáneos la conciencia y el conocimiento sobre este tema, objeto hoy día de preocupación de la humanidad responsable en el planeta”, manifestó la artista en sus palabras. Miriam Calzada es también la autora del libro “Pacto con la tierra”, precursor de esta nueva publicación, editado en 2006 por el Banco Popular.

Cultura organizacional orientada al desarrollo sostenible

El señor Grullón recordó, asimismo, que una parte fundamental de la actuación socialmente responsable del Grupo Popular y sus filiales se orienta a la sostenibilidad medioambiental.

Así, entre muchas iniciativas, la organización financiera sustenta desde hace años programas de reforestación en Plan Sierra y en otras zonas del país, habiendo contribuido a crear más de 20 nuevos bosques; tiene la mayor red de oficinas bancarias fotovoltaicas, lo que convierte al Popular en la institución líder en generación de energía limpia para autoconsumo; apoya la construcción de hidroeléctricas y acueductos comunitarios que llevan energía sostenible, agua potable y condiciones de vida digna a comunidades desfavorecidas; y crea conciencia en la población escolar con programas educativos como ¡Soy ecoeficiente! y Ahorrar nos hace bien.

 

 

 

 

 

 

 

I0000PchVeEhrSDA

En sus palabras, el señor Manuel A. Grullón, presidente del Grupo Popular y del Banco Popular Dominicano recordó que una parte fundamental de la actuación socialmente responsable del Grupo Popular y sus filiales se orienta a la sostenibilidad medioambiental y refrendó el llamado de la obra, al indicar que la conservación del agua y su adecuado uso constituyen uno de los más relevantes desafíos de la sociedad contemporánea.

PALABRAS DEL SEÑOR MANUEL A. GRULLÓN, PRESIDENTE DEL GRUPO POPULAR Y PRESIDENTE DEL BANCO POPULAR DOMINICANO

Señora Miriam Calzada, autora de la obra que hoy presentamos;

Señor Frank Moya Pons, destacado historiador y presentador del libro “Pacto con las aguas”;

Ejecutivos de nuestra organización financiera;

Señoras y señores invitados;

Amigos de los medios de comunicación;

Buenas noches.

Gracias por acompañarnos en este momento especial, en el que presentamos una nueva obra, auspiciada por nuestra institución, y en particular, por la Fundación Popular, la cual contiene un importante mensaje a favor de la sostenibilidad medioambiental y de la conservación de nuestros recursos naturales.

La conservación del agua y su uso adecuado constituyen uno de los más relevantes desafíos a la sociedad contemporánea y sus vertiginosos adelantos tecnológicos y desarrollo económico y social. Porque hoy día, el agua es un recurso preciado que, lejos de abundar, está amenazado por la escasez, la sequía y otros problemas derivados del calentamiento global y el cambios climático consecuente.

El libro ”Pacto con las aguas”, de la autoría de la reconocida fotógrafa Miriam Calzada, es una obra auspiciada por la Fundación Popular, que recorre los principales ríos y sus nacimientos, lagos y fuentes acuíferas de nuestro país, al tiempo que lanza un mensaje de concientización para preservar la diversidad natural con que cuentan los suelos de nuestro país.

Como entidad fundacional de carácter corporativo, la Fundación Popular se proyecta, precisamente, sobre los grandes temas que afronta la nación en procura de un mejor futuro para nuestro país y para su gente, un compromiso asumido por el Grupo Popular y sus filiales desde hace décadas.

De ahí nuestro interés en haber apoyado, desde su origen a finales de los años 70, y que continuemos apoyando hoy al Plan Sierra, el mayor proyecto de sostenibilidad medioambiental del país. Nuestras jornadas de siembra han permitido la creación de más de 20 nuevos bosques en las montañas que rodean San José de las Matas, además de otras jornadas de reforestación que nuestros empleados llevan a cabo en otras regiones del país cada año, para la recuperación de nuestra capa boscosa.

I0000l4JmUJAgCM8

Además, para proteger el medioambiente, nos hemos convertido en la primera empresa privada en producción de energía fotovoltaica, para hacer autosostenibles, con energía limpia, un número importante de nuestras sucursales en todo el país. También, junto a fundaciones sociales aliadas, construimos anualmente acueductos comunitarios y llevamos agua potable, dignidad de vida y salubridad, a decenas de comunidades pobres, beneficiando, a la fecha, a más de 4,100 personas. De igual forma, estamos involucrados, junto al sector público y entidades de la sociedad civil,  en la construcción de micro hidroeléctricas rurales, que abren vías de prosperidad social y económica en entornos donde no habían llegado ni agua potable ni  luz eléctrica. Alrededor de 2,300 personas y familias se benefician hoy de recibir energía limpia y utilizarla para mejorar sus vidas, la educación de sus hijos y sus recursos productivos y comerciales.

El agua mueve todo esto que hacemos en beneficio de la sociedad, de su bienestar y el equilibrio de nuestras comunidades. Por eso, es oportuna la ocasión para hacer entrega hoy del libro ”Pacto con las aguas”, una obra que fomenta la conciencia colectiva para educarnos y comportarnos con un criterio sostenible de vida.

De acuerdo a datos de la Organización de las Naciones Unidas, alrededor de 700 millones de personas en todo el mundo sufren los efectos de la escasez de agua. La artista del lente Miriam Calzada, de quien antes publicamos el volumen “Pacto con la tierra”, exhibe en este nuevo libro que hoy ponemos en sus manos un gran despliegue de belleza, que nos invita a recorrer hermosos rincones de nuestra geografía, siempre con ese llamado de atención a una mayor conciencia frente a la necesidad de desarrollar, en nuestro estilo de vida, una conducta más amigable con el medioambiente, y en especial, con el agua, que es imprescindible para la vida.

Antes de finalizar, quiero exhortarles nuevamente a reflexionar sobre la necesidad de cambiar nuestros patrones de consumo, porque son evidentes las consecuencias que sobre el planeta está generando el cambio climático. Somos responsables de implementar estrategias sostenibles y soluciones racionales para la preservación de los recursos naturales de nuestro país,  para las actuales y las futuras generaciones.

Muchas gracias y buenas noches.

 

PALABRAS  del DR FRANK MOYA PONS

 

Señoras y señores:

Con mucho placer vengo a hablar ante ustedes acerca de esta joya bibliográfica de Miriam Calzada titulada por su autora Pacto con las Aguas, y publicada por la Fundación Popular con una presentación de su presidente Don Alejandro Grullón, quien señala que esta nueva obra de Miriam Calzada es “un derroche de belleza artística y, al mismo tiempo, un reclamo, llevado a cabo con un alto nivel de esteticismo que nos transporta a los más bellos rincones de nuestra geografía”.

Efectivamente, en estas 350 fotografías de nuestros ríos, lagos, lagunas, caños, cañadas, humedales y manglares Miriam Calzada recoge lo que quizás sea el último gran testimonio de la naturaleza fluvial y acuática insular, como pudieron haberla contemplado los acompañantes de Colón hace más de cinco siglos, o como debieron admirarla admirándola los habitantes de esta isla y los viajeros extranjeros que se aventuraron a caminarla en los cuatro siglos siguientes.

I0000bbDxaK0b17A

En sus palabras de presentación de la obra, el destacado historiado Frank Moya Pons destacó el elevado nivel artístico del libro y su llamado a la preservación del recurso agua.

Este libro es un testimonio estético de lo poco que se ha salvado de la deforestación, de lo que permanece en aquellos rincones a donde el hacha, el machete, la tea incendiaria y los agroquímicos defoliantes no han llegado todavía.

Como muy bien lo dice Lilian Llanes en su estudio preliminar de esta obra, estas espléndidas fotografías son hijas de la capacidad de Miriam Calzada para ver aquello que escapa al ojo común y para captar “el carácter específico de cada río, lago o laguna y sugerir en una suerte de síntesis la esencia de dichos lugares”.

Llanes exalta con mucha razón la singular sensibilidad estética de Miriam Calzada, “alejada de lo pintoresco y lo bucólico” que “le ha permitido ofrecer ejemplos de los numerosos pasajes que, en toda su lozanía y vigor, existen en sitios no siempre recónditos y aún no degradados por la industria, ni alterados por el paso de un turismo irresponsable, lo mismo que aquellos en los que son visibles las heridas causadas por los propios habitantes que comparten su vida con esos lugares”.

Buscando belleza, Miriam Calzada ha descubierto y nos presenta un mundo que se resiste a desaparecer, pero que está irremisiblemente amenazado. Un mundo que si no es protegido y defendido efectivamente nos va a cobrar un alto precio dentro de una o dos generaciones pues, aunque sigue lloviendo como en siglos atrás, el país tiene cada vez menos agua.

Belleza aparte o, dicho de otra manera, aparte de admirar la belleza en los ríos que Mirian Calzada ha retratado como joyas fluidas de un mundo tropical, este libro nos sirve de recordatorio de lo que el país ha estado perdiendo y seguirá perdiendo, y nos previene de las crisis del agua que se asoman en el porvenir.

 

I0000tmzQRlRZ2I4

El libro Pacto con las Aguas hace un llamado en favor de la sostenibilidad medioambiental y de la conservación de los recursos naturales, especialmente del recurso agua.

Este libro es tanto un álbum de paisajes únicos y deslumbrantes como una seria advertencia de la merma de los caudales y de la pérdida gradual de capacidad para continuar irrigando nuestros campos agrícolas y abasteciendo nuestras ciudades para el consumo humano e industrial.

Los que tenemos alguna edad en esta reunión, y por ello tuvimos el privilegio de frecuentar y nadar o pescar (en nuestra juventud) en muchos de los ríos retratados en este libro, sabemos que los volúmenes de agua que muestran estas fotografías son apenas una sombra de un mundo que se está extinguiendo.

Estas son fotos bellas que inspiran gratas nostalgias, pero también son fotos tristes de cauces degradados, con más piedras que agua en algunos casos. Son ríos que se han convertido en arroyos, y arroyos que apenas son hoy hilos de agua. A pesar de ello, estos cursos fluviales conservan su belleza y es que el ojo de Miriam Calzada ha podido capturar en toda su esplendidez.

Son fotos bellas, sí, pero también son imágenes que contienen un discurso de alerta, casi un grito de alarma de lo que les espera a nuestros hijos y nietos cuando ya no sea posible que el río Nizao les dé agua simultáneamente a los agricultores de Baní y a los hogares de Santo Domingo y San Cristóbal; o cuando el río Isabela ya no pueda aportar más agua a las viviendas de la capital; o cuando el río Baní ya no pueda abastecer el acueducto de la ciudad del mismo nombre.

Para no alargar mucho estas palabras, me abstengo de mencionar otros casos críticos como son las poblaciones de Moca, Salcedo, Tenares y San Francisco de Macorís, en donde la escasez de agua potable es ya notable.

Este libro no es obra de la casualidad, sino de la aplicación de una voluntad especializada en rescatar plásticamente la naturaleza para fijarla en imágenes que sirvan de inspiración estética, pero también de lección para el presente y el porvenir.

 

I0000Ki2dEjGRyZ8

De izquierda a derecha, los señores Miriam León, Miguel Calzada y Miriam Calzada.

 

 

Miriam Calzada, en sus palabras, lo explica cuando nos dice que pasó mucho tiempo trabajando en este proyecto porque su “compromiso con el arte y con la sociedad, como ciudadana [y]como artista, y la intensidad con que he enfrentado el tema, me llevan a reflexionar atentamente sobre las siguientes formas de asumir la vida: modificar radicalmente nuestra conducta, tomar una nueva actitud frente a la explotación de nuestras montañas, y en ello tener muy en cuenta los campos de cultivo de nuestro país”.

Aún más, dice Miriam, su propósito ha sido hacer público el inventario de los bosques dominicanos y de sus aguas para atraer la atención del daño que ha hecho la deforestación, crear conciencia del valor supremo del agua para la vida de todos, y –repitiendo ella las palabras del presidente Franklin Delano Roosevelt- “recordar que en la agricultura ´la producción se mide por el agua y no por la tierra´”.

 

 

 

 

Señoras y señores:

De izquierda a derecha, los señores Sebastián Mera, Ernesto Izquierdo y Bernardo Vega.

Me siento muy honrado y complacido haber sido escogido por Miriam Calzada para introducir ante ustedes esta espectacular muestra de los más bellos rincones de la hidrografía nacional. Estoy seguro de que este libro les sorprenderá de muchas maneras y les motivará a visitar algunos de esos lugares y, tal vez, hasta comprometa a algunos de ustedes a luchar para defenderlos como la última frontera del agua de la isla.

Me ha impresionado mucho también haber leído las siguientes palabras de la introducción escrita por nuestra querida fotógrafa al concluir su introducción:

“¿qué nos pasa a los humanos que cuando destapamos una botellita de agua no la relacionamos con un río? –se pregunta- ¿Por qué es tan ajeno, tan distante el tema? ¿Por qué no nos involucramos? ¿Por qué no sabemos de dónde viene el agua que llega a nuestra casa?”

Miriam: muchas felicidades por esta nueva y magistral obra de arte tuya, y a usted, Don Manuel A. Grullón, presidente del Banco Popular, muchísimas gracias por haber auspiciado esta obra antológica que pone en valor el más valioso de nuestros recursos naturales, sin el cual la vida no es posible y por el cual es imprescindible promover un pacto universal por su conservación y manejo sostenible, un Pacto por el Agua.

Muchas gracias a todos.

 

Fuente: Acento.com.do

Share.

Leave A Reply